Artículo sin valoraciones 

Casos clínicos. Enfermedades infecciosas

Un Plasmodium diferente

Autores:

Revuelta Cabello Aa, Mengual Gil JMb, Moreno Santos MPc, Garcés Cubel Rd, Nagore González Ce, Jolín García PCf

aMIR-Pediatría. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza, España.
bPediatra. CS Delicias Sur. Zaragoza. España.
cMIR-Pediatría. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza, España.
dMIR-Pediatría. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza. España.
eMIR-Pediatría. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza, España.
fCS Delicias Sur. Zaragoza, España.

Correspondencia: A Revuelta. Correo electrónico: anarevueltacabello@hotmail.com

Referencia para citar este artículo:

Revuelta Cabello A, Mengual Gil JM, Moreno Santos MP, Garcés Cubel R, Nagore González C, Jolín García PC. Un Plasmodium diferente. Rev Pediatr Aten Primaria. Supl. 2021(30):112.


INTRODUCCIÓN

La malaria es una infección con gran impacto a nivel mundial por su alta morbimortalidad. Se trata de una enfermedad causada por un protozoo del género Plasmodium que se transmite por la picadura del mosquito Anopheles. Causan enfermedad en el humano cuatro géneros: falciparum, vivax, ovale y malariae. La mayoría de los casos son procedentes de África Subsahariana; en 2011 se reportaron en España 505 casos de paludismo importado. El mayor riesgo lo constituyen aquellas personas nacidas en España que viajan a su país de origen sin recibir adecuada quimioprofilaxis.

CASO CLÍNICO

Es traído a nuestro centro de salud un escolar de seis años por cuadro catarral con fiebre de 72 horas de evolución asociado a vómitos. Nacido en España, pero con familia procedente de Guinea Ecuatorial, donde ha viajado hace tres meses con quimioprofilaxis con atovacuona-proguanil. A la exploración física destaca palidez cutáneo-mucosa y leve dolor a la palpación en marco cólico izquierdo. Dados los antecedentes se deriva al hospital donde se realiza una extensión de sangre periférica con visualización de parásitos intraeritrocitarios de género Plasmodium, con gota gruesa positiva para Plasmodium vivax y parasitemia <1%. Se administra tratamiento antipalúdico con adecuada respuesta por lo que es dado de alta y se inicia primaquina. Reinterrogando a la madre refiere que desde su regreso a España el niño presentaba dolor abdominal asociado a astenia por lo que sospechamos que nuestro paciente presentó una malaria subclínica previamente. Siete días después acude la misma madre con otro hijo de ocho años recién llegado de Guinea, donde ha nacido y vivido hasta ahora. Presenta fiebre y clínica respiratoria de dos días de evolución. Se realizan las mismas pruebas diagnósticas encontrando la gota gruesa positiva para Plasmodium falciparum. Nos encontramos ante dos hermanos procedentes de la misma zona endémica pero infectados por dos géneros distintos de Plasmodium con dos actuaciones clínicas distintas.

CONCLUSIONES

La quimioprofilaxis con atovacuona-proguanil no previene al 100% la enfermedad, ya que solo actúa sobre el parásito en sangre. Una adecuada quimioprofilaxis junto con la prevención de la exposición del vector puede disminuir el riesgo de infección. A pesar de una quimioprofilaxis adecuada puede producirse infección por el Plasmodium vivax o por P. ovale ya que estos desarrollan hipnozoitos que quedan latentes en el hígado y pueden dar lugar a recaídas semanas o meses después de la infección primaria, y solo se erradicará con el uso de primaquina.

CONFLICTO DE INTERESES

Los autores declaran no presentar conflictos de intereses en relación con la preparación y publicación de este artículo.


Comentarios

Este artículo aún no tiene comentarios.

ISSN 2174-4106  Publicación Open Acess, incluida en DOAJ, sin cargo por publicación.

Política de Privacidad | Mapa Web | Copyright 2021 Lúa Ediciones 3.0 | Contacto