Pérdida de la calidad asistencial en Atención Primaria: ¿hasta cuándo?

Autores:

Díaz Cirujano AIa

aPediatra. CS Rosa Luxemburgo. San Sebastián de los Reyes, Madrid. España.

Correspondencia: AI Díaz. Correo electrónico: anaisabel.diazc@gmail.com

Referencia para citar este artículo:

Díaz Cirujano AI. Pérdida de la calidad asistencial en Atención Primaria: ¿hasta cuándo?. Rev Pediatr Aten Primaria. 2003;5:672-673..

Publicado en Internet: 31/12/2003

Resumen:

Artículo sin resumen asociado.

Pérdida de la calidad asistencial en Atención Primaria: ¿hasta cuándo? Desde hace aproximadamente tres años, los profesionales de Atención Primaria (AP) del medio urbano y rural de Madrid, estamos asistiendo a un deterioro continuo de la calidad asistencial y que lejos de mejorar, se ha agudizado con las trasferencias sanitarias a la Comunidad de Madrid. Los problemas que este nivel de atención tiene, entre otros, se resumen en los siguientes puntos: 1. Masificación. Por varias razones: una, la tasa de envejecimiento de la población es muy alta, se vive más y requieren más cuidados; dos, la inmigración es un fenómeno creciente y que además aumenta la población infantil; y tres, la integración en la red sanitaria pública de los ciudadanos que pertenecen a las entidades colaboradoras, que en el caso de la Comunidad de Madrid suponen unas doscientas mil personas. 2. Falta de coordinación entre la AP y la especializada, problema crónico que nunca se ha resuelto y que está generando molestias importantes para los ciudadanos y consultas innecesarias a los médicos de AP. 3. La ausencia de suplencias, que trae como consecuencia que los profesionales hagan su trabajo y el del compañero con el consiguiente aumento de personas a atender en las peores condiciones. 4. Incumplimiento de la jornada semanal de 35 horas, sin que existan soluciones coherentes para satisfacer la atención de sábados y con propuestas que suponen una merma de la atención a la población por la disminución de puntos de asistencia y cobertura por menos profesionales y sin medios, de zonas muy extensas. La respuesta ante estos problemas que han dado las autoridades sanitarias ha sido tímida, asignando algún médico más que se ha saturado de forma inmediata y sin que vaya acompañado de nuevas enfermeras. Las nuevas tecnologías que se han introducido, lejos de aliviar la carga burocrática y administrativa, han creado auténticos cuellos de botella al no formar adecuadamente a los profesionales en su uso. Por otro lado, la capacidad resolutiva de los médicos se restringe al limitarles las pruebas que puede pedir, por lo que hay que remitir al paciente al especialista y aumentar así las listas de espera. Cartas a la dirección 134 (672) Revista Pediatría de Atención Primaria Volumen V. Número 20. Octubre/diciembre 2003 Una vez más, la falta de previsión de los responsables es clara, por aceptar unas trasferencias subfinanciadas y por no actuar con la pertinencia y oportunidad adecuada para resolver problemas que son previsibles, que vienen de tiempo atrás y sobre los cuales, ya se ha llamado reiteradamente la atención por organizaciones como la Plataforma ?10 minutos?, sociedades científicas y Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública; pero, no pasa nada, nadie dimite. Por estos motivos, los profesionales del Área 1, decimos ¡BASTA YA!, y solicitamos soluciones urgentes que frenen el constante deterioro de la atención y las pésimas condiciones de trabajo de los profesionales, declinando la responsabilidad en nuestra Dirección y autoridades de la Consejería de Sanidad, al no poder disponer de los medios adecuados para desempeñar nuestra actividad asistencial de forma adecuada y digna, y sin descartar el ejercer otras medidas si las carencias de soluciones nos obligan a ello. Ana Isabel Díaz Cirujano y Representantes de los Centros de Salud del Área 1, IMSALUD, Madrid Cartas a la dirección 135 (673) Revista Pediatría de Atención Primaria Volumen V. Número 20. Octubre/diciembre 2003