Enviar a un amigo Comentarios Imprimir Descargar PDF
 Artículo sin valoraciones 

Volver al indice >>

Originales

Evolución en la edad preescolar de los prematuros de menos de 2000 g

Referencia para citar este artículo:

Martínez Tallo EM, Flores González MS, Meléndez Calderita M, del Viejo Marroquí R, Agulla Rodiño E, Hernández Rastrollo R y cols. Evolución en la edad preescolar de los prematuros de menos de 2000 g. Rev Pediatr Aten Primaria. 2002;4:57-68..

Publicado en Internet: 31/03/2002

Resumen:

Objetivos: Revisar la evolución a la edad preescolar de los neonatos de bajo peso que estuvieron ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátrica (UCIP) de nuestro Hospital. Exposición de algunos puntos del seguimiento pediátrico post-alta de los niños prematuros. Material y Método: Se ha realizado una encuesta a todos los neonatos de peso inferior a 2000 g. que habían estado ingresados en la UCIP en los años 1991-1993 y habían sobrevivido hasta el alta. En el momento de la encuesta tenían entre 3 y 5 años. Se requirió información sobre evolución neurológica, trastornos de la visión y audición, reingresos hospitalarios, patología respiratoria y evolución del peso. Resultados: De los 88 pacientes que cumplían las condiciones se obtuvo información de 65. En total tenían secuelas 16 (24,6%), en 4 eran leves, 10 moderadas y 2 tenían secuelas graves. Parálisis cerebral se diagnosticó en 4 (6,1%), retraso del desarrollo en 5 (7,7%). Habían reingresado 32 niños: Infecciones y cirugía fueron las causas mas frecuentes. El peso fue inferior al P3 en 4 niños (6,1%). Conclusiones: El porcentaje de secuelas en nuestra casuística es semejante a otras series. Si consideramos sólo las secuelas moderadas-severas más de un 80% de nuestros prematuros tienen buena calidad de vida, pero en general necesitan una atención médica y docente mayor.

Palabras clave: Neonato pretérmino. Evolución. Secuelas neurológicas.

El contenido íntegro del artículo estará disponible en formato web próximamente. Mientras tanto puede descargarlo en formato Acrobat Reader (PDF).


Comentarios

Este artículo aún no tiene comentarios.