Artículo sin valoraciones 

Enfermedades infecciosas (1)

Edema palpebral bilateral: ¿son todo conjuntivitis alérgicas?

Autores:

Castejón Ramírez Sa, Hidalgo Sanz Jb, Subirón Ortego Rc, Rubio Sánchez Pd, Hernández Abadía Re, Ramírez Balza Of

aMIR-Pediatría. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
bMIR-Pediatría. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
cMIR-Pediatría. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
dMIR-Pediatría. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
eUnidad de Neuropediatría. Servicio de Pediatría. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
fPediatra. CS Collado Villalba Estación. Collado Villalba, Madrid. España.

Referencia para citar este artículo:

Castejón Ramírez S, Hidalgo Sanz J, Subirón Ortego R, Rubio Sánchez P, Hernández Abadía R, Ramírez Balza O. Edema palpebral bilateral: ¿son todo conjuntivitis alérgicas?. Rev Pediatr Aten Primaria. Supl. 2020;(28):54.

Publicado en Internet: 14/02/2020


INTRODUCCIÓN

El edema palpebral bilateral puede ser un signo presente en multitud de patologías, siendo predominante –como signo aislado– en alergias de tipo estacional. Sin embargo, es importante no olvidar que puede tratarse de una manifestación de otras enfermedades, como por ejemplo la infección por el virus de Epstein-Barr.

RESUMEN DEL CASO

Niña de 13 años que acude al centro de salud por edema palpebral bilateral de un mes de evolución. Al inicio del cuadro, había acudido a Urgencias donde se sospechó que pudiera tratarse de una conjuntivitis alérgica por exposición a un neumoalérgeno que se encontraba en el colegio, dado que presentaba cierto predominio de la sintomatología durante la semana, con cierta mejoría durante el fin de semana. Por ello, es remitida a Alergología donde se solicita analítica sanguínea en la que presenta linfocitosis de 5200/mm3 (69,9%) así como elevación de GOT de 147 U/l y GPT de 145 U/l. Se realizaron también test cutáneos, que resultaron negativos. Acude al centro de salud por la persistencia del edema palpebral, donde se decide ampliar el estudio por sospecha de otro tipo de patología: se realiza analítica de orina (ausencia de proteínas en orina), así como serologías frente a virus de Epstein Barr que muestran anticuerpos IgM e IgG frente positivos. Tres días más tarde, la paciente comienza con clínica de fiebre y odinofagia, por lo que acude a Urgencias, donde, en la exploración, se encuentra: faringe eritematosa sin exudados, linfadenopatías laterocervicales y ligera hepatomegalia, compatible con mononucleosis infecciosa.

CONCLUSIONES

El edema palpebral bilateral es una manifestación descrita de la infección por el virus de Epstein-Barr, conocida como signo de Hoagland. Sin embargo, es muy infrecuente encontrarnos esta manifestación en ausencia del síndrome mononucleósico (fiebre, faringitis, aumento del tamaño de los ganglios y bazo) típico de esta entidad. Es importante, por tanto, considerar la infección por virus de Epstein-Barr como causa de edema palpebral bilateral, en ocasiones, monosintomático.

CONFLICTO DE INTERESES

Los autores declaran no presentar conflictos de intereses en relación con la preparación y publicación de este artículo.


Comentarios

Este artículo aún no tiene comentarios.

ISSN 2174-4106  Publicación Open Acess, incluida en DOAJ, sin cargo por publicación.

Política de Privacidad | Mapa Web | Copyright 2021 Lúa Ediciones 3.0 | Contacto